☆Ostiazo de Vuelta a Casa

 

Ostiazo de vuelta a casa

Las mujeres a lo largo de nuestras vidas vamos sufriendo cambios a los que sí o sí nos adaptamos. El ser madres es uno de ellos, el más bestial y a la vez el más maravilloso. Solo nosotras gozamos del privilegio de sentir cada segundo de nuestros bebés desde la concepción, esto de momento, porque tal y como avanza la ciencia quién sabe si vosotros también podréis ver crecer vuestras barriguitas algún día e incluso parir!

Disponemos de 40 semanas desde la fecha de la última regla para adaptar mente y cuerpo hacernos una idea de cómo será o cómo queremos que sea y prepararnos en base a ella para enfrentarnos a la crianza.

36 semanas, en mi caso, son muchos días verdad? Muchas horas dándole vueltas a todo, para que sea perfecto, te empapas sobre todos los temas habidos y por haber como si de la preparación de una tesis doctoral se tratara. Muchos días y muchas horas de espera pero suficientes como para estar preparada para cuando llegas a casa con dos bebés?.

En mi caso el ostiazo de realidad fue triunfal! Y eso que mi 50% y yo somos genéticamente muy metódicos, rozando incluso la obsesión,  pero olvidamos que no todo es teoría logística y que además la naturaleza es algo que fluye.

Podría definir mi ostiazo como un primer período de adaptación, de cambio de chip, de asimilación, de análisis, de complementación con la pareja, de pensar: ya están aquí, ahora qué!, estamos solos al mando!

Además, a toda esta vena sentimental se añaden un montón de agentes externos que llegan para reostiarte, la incorporación al trabajo,  los horarios, los tiempos, el precio de la guardería, la búsqueda de canguro… uffffff😨😨😨

Ahora cuando leo las primeras experiencias de mamás primerizas, sus preguntas sobre cuáles son los mejores artículos para pasear sus bebés, si amamantarán o no, si sus partos serán convencionales u optarán por cualquiera de las técnicas que se ofrecen hoy en día y un largo etc me viene a la cabeza la imagen de ese primer día en que recién llegada a casa con mis bebés los miré mientras dormían por primera vez en su cuna y recibí ese primer ostiazo. Mi realidad como madre de mellizos empezó en ese mismo instante, a solas con ellos, en casa.

A mí la vida no me ha cambiado a mejor o a peor, simplemente tomé el desconido camino de la maternidad y ahí voy sorteando sus obstáculos.

Anuncios

8 comentarios en “☆Ostiazo de Vuelta a Casa”

  1. Que razón tienes! Cuando llegas a casa por primera vez con el peque (o en tu caso “los”) es cuando de verdad empiezas a ser consciente de la nueva etapa que está empezando. Por mucho que nos informemos antes y leamos de todo… ¡no es lo mismo que vivirlo!☺

    Le gusta a 1 persona

  2. !Muchas felicidades por tus pequeños! Tan cierto que en el momento de llegar a casa con tu peque en brazos sólo admiras la belleza, ternura y amor con el que llegan a esta vida. Nosotras comos Mamás nos desarmamos con tan sólo verlos llorar. Que alegría leer algo diferente entre los Blogs para Mamás.

    Me gustaría visites nuestro Blog Mommy Spa PR para conocer de la historia que me cambió la vida. Un fuerte abrazo.

    https://mommyspaprblog.wordpress.com/

    Le gusta a 1 persona

  3. Cuanta razón, y mira que yo salí despavorida del hospital porque fue una experiencia bastante regulera y deseábamos llegar a casa. Pero sí, todo lo que has leído, la tesis como tú lo llamas (que así es), no sirve para nada, se abren los ojos a otra realidad. Gracias por compartir tu historia!!!

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s